Domingo 24 de septiembre del 2017

Proyección Social / 2017-06-20 17:17:33

Síguenos en:

Conciliar es un acto jurídico que permite solucionar conflictos de manera alterna

La resolución de conflictos por medio de mecanismos alternativos, es un proceso pacífico, amigable y que contribuyen a la consecución de la paz.

 

Dirección de Comunicaciones y Mercadeo

El Consultorio Jurídico de la Universidad de Manizales,  genera escenarios de paz por medio de  los procesos de conciliación, espacios que pretenden fortalecer el uso de mecanismos alternativos para la resolución de conflictos entre las personas. En ese sentido, los días 14, 15 y 16 de junio, se llevó a cabo una “conciliatón” con las personas que fueron reubicadas en conjuntos multifamiliares del  barrio San Sebastián de la ciudad de Manizales, ya que tuvieron que deshabitar algunos sectores de la Comuna San José por la construcción del Macroproyecto.

La conciliación giró en torno a unas cuotas de administración generadas dentro del conjunto residencial de San Sebastián, que no han sido pagadas por parte de algunos habitantes”, indicó Luz Eliana Gallego Henao, profesora adscrita al Centro de Conciliación de la Institución.

Según la Ley 675 del año 2001, la cuota de administración es un pago o contribución obligatoria que se hace a una entidad residencial o comercial a la cual se pertenece y con ese dinero, se contribuye al funcionamiento, mantenimiento, reparación y ejecución de la copropiedad.

Las jornadas de conciliación también son una iniciativa del Ministerio de Justicia, lo cual indica que es una necesidad de País. Es así que en el 2017, y de manera autónoma,  la Universidad de Manizales quiso continuar impulsando este tipo de mecanismos que permiten generar conciencia social sobre la importancia de solucionar los problemas por medio de procesos alternativos. “En esta conciliatón, el 90% de los casos lograron  acuerdos entre las partes. Ha sido muy exitoso”, complementó Gallego Henao.

Las viviendas otorgadas en San Sebastián para la reubicación de las personas por la construcción del Macroproyecto San José, fueron gestionadas con intervención del Estado. Sin embargo, esto no exime a sus habitantes del pago de las cuotas de administración, ya que dicha responsabilidad financiera es una disposición normativa consagrada en la Ley 675.

Las personas que hicieron parte de la actividad,  manifestaron sentir agrado con el proceso y reconocieron la importancia que tienen los mecanismos alternativos para solucionar problemas de tipo jurídico. “En cuanto a los conciliadores, son personas capacitadas en la resolución de conflictos y cuentan con la competencia para desarrollar los procesos”, manifestó Gallego Henao.