Martes 19 de septiembre del 2017

Gestión / 2017-05-23 11:01:33

Síguenos en:

Emanando diversidad

El Doctorado Formación en Diversidad realizó el pasado viernes la exposición “Emanaciones” del artista en artes plásticas, Jhon Arles Cardona Fajardo.

 

Dirección de Comunicaciones y Mercadeo

El Evento, que se realizó en la Biblioteca de la Institución, contó con 30 pinturas que el Artista ha venido construyendo en los últimos 17 años. De acuerdo con Javier Alonso Saldarriaga Arango, director de la Biblioteca, la exposición es acorde con la apuesta de la Dependencia, de convertirse en un espacio que favorezca el fortalecimiento de la cultura en la sociedad universitaria.

Cardona Fajardo, expresó las motivaciones, reflexiones y evoluciones que ha tenido la muestra que trajo a la Universidad de Manizales:

 

Umedia (Um): ¿de dónde surge el nombre de la exposición?

Jhon Arles Cardona Fajardo (JACF): aún siendo estudiante de artes plásticas hice una pequeña exposición a la que denominé “Emanaciones” compuesta solo por dos obras, nombre que me gustó porque ella permitió la derivación de nuevas creaciones. Hoy la muestra está compuesta por treinta obras. El nombre lo asocio a una  permanente emanación. Se relaciona con la creación, con lo continuo, que de alguna manera hace parte de la vida de un artista que constantemente produce dibujos, bocetos, pinturas. Indica un proceso que no es estático y adopté el término para darle ese sentido de continuidad a lo que he venido haciendo.

 

Um: ¿qué temáticas incorpora en la exposición?

JACF: se puede dividir en dos temáticas centrales: están todas las obras de “Luxuria: entre el placer y el dolor”, que se conforma por unas 10 pinturas y se mueve entre dos límites y o extremos que son precisamente el placer y el dolor.  Otra temática importante para mí, es el objeto, el artefacto, la máquina, la tecnología, tan presente en el mundo de hoy. Por ello, en la muestra se evidencian cuerpos con artefactos incrustados, cuerpos a los que les faltan extremidades o que tienen ancladas partes mecánicas y artificiales; es la máquina y el artefacto en conjugación con el cuerpo.

 

Um: en esa interpretación que hace de la relación cuerpo artefacto, ¿hay un tinte negativo, positivo o neutro?

JACF: ahora no, en el pasado, 10 años atrás o 15, yo realicé un trabajo que precisamente se denominaba “Tecnoagresor” y yo diría que estaba conmocionado por ese choque hombre-máquina. Yo no planteaba un diálogo entre el cuerpo y el artefacto sino una relación cuerpo vs artefacto, en la que había una oposición. Por eso, las obras de ese pasado, muestran un choque violento, desde una interpretación negativa de la tecnología; hoy, 15 años después, yo he asumido procesos reflexivos a los que he llegado en ese pintar y uno va cambiando su forma de pensar, ahora no lo asumo como algo negativo. Ya soy neutral, tendiendo a lo positivo, comprendo lo provechoso que trae la tecnología, hay una evolución que me ha permitido comprender que lo tecnológico hace parte de nuestra época y que allí lo relevante es el uso que hacemos de ello.

 

Um: ¿qué relación hay entre la obra y la diversidad, tema central del doctorado que lo convocó?

JACF: Luxuria” por ejemplo, es una evidente muestra de diversidad, allí en algunas obras represento mucho lo visceral, la carne, lo que es el cuerpo, el desgarre de la carne; en otras obras lo asumo dinámico, el cuerpo que se mueve, esbelto, bello; otras que asumen comportamientos de lo cotidiano: la dominación, el sometimiento, el elitismo; en otras la paz y el sosiego. Mi obra atiende precisamente a muchos caminos y enfoques, a ideas divergentes.  También incorpora la diversidad en el color: cálidos, fríos, tierra; todos están presentes. Hay diversidad en la forma de representar lo humano, hay cuerpos incompletos, rostros incompletos.

De igual forma, es una obra que se relaciona con una multiplicidad de temas: dolor, sufrimiento, tecnología, sociedad, cuerpo, máquina. Así mismo, hay una referencia importante al cuerpo de la mujer, en mi obra hay mucha figuración del cuerpo femenino, en el sentido de la estética femenina, de la belleza de la mujer, la intimidad de la mujer. En esta exposición, por ejemplo, se incorporan cinco pinturas de una obra que se llama “La siempre viva”, que es un tributo que hago a la figura femenina, a los espacios de intimidad de la mujer, la mujer como creadora, como dadora de vida, por eso la llamo “La siempre viva”, porque la mujer es siempre manifestación de vida.

La exposición contó con un recorrido guiado, en el que el Artista presentó y comentó los grupos de obras que conformaron la muestra: “Luxuria”, “La siempre viva”, “Tensión latente 1 y 2” y “Configuración virtual”.