Martes 19 de septiembre del 2017

Estudiantes / 2017-05-22 12:10:03

Síguenos en:

Realidades sociales en el escenario

Estimado público, hay cosas dolorosas en toda familia y deben saberse. La verdad es lo primero”, expresó Caroline, personaje de la obra de teatro.

 

Dirección de Comunicaciones y Mercadeo

“Estamos en el Aire” es una obra de teatro escrita por Marco Antonio de la Parra en el 2001. Esta historia relata la vida de los miembros de la familia Perry, quienes buscando sobrepasar sus dificultades, crearon en su imaginario un reality show. En la sala de su casa montaron un estudio de televisión sin luces, ni micrófonos, dan saludos a la cámara e intentan subir el rating del Programa mostrando la solución perfecta para los problemas que enfrenta la familia: (prostitución, robo, alcoholismo, entre otros).

Extensión Cultural, área que propende por el desarrollo humano de la sociedad universitaria a través del arte y la cultura, se dio a la tarea de recrear la obra De la Parra, a través del Grupo base de teatro de la Universidad.

 

La Obra, que se presentó el 23 de mayo en el Aula Máxima Javier Calderón Rivera, contó con la participación de cinco actores. “Ha sido un camino lleno obstáculos, pero un camino que nos ha hecho amar cada vez más lo que hacemos”, expresó Elizabeth Castillo Salazar, directora de la Obra y profesora de teatro de la Institución.

La familia Perry, en este montaje escénico, fue conformada por: Rosa (la madre), protagonizada por Catalina Ramírez Gómez estudiante de Comunicación Social y Periodismo; Caroline (hermana mayor), por María Camila Rodríguez Giraldo estudiante de Psicología; Bárbara (la hermana menor), por María Camila Gonzales Morales de Medicina; Ana (esposa de Joe, hijo de Rosa), por Valentina Gómez Amaya, de Psicología. También hizo parte del reparto la maquilladora, actuada por María Camila Guevara Alzate, de Derecho y el director del programa por Nicolás Quintero Duque de Mercado Nacional e Internacional.

La representación de esta historia, se propuso llevar a los espectadores a reflexionar sobre la realidad que se vive en muchos contextos, en los que los valores y la dignidad humana, se ven sacrificados para llevar una vida de lujos y excentricidades.

Siempre mostramos que somos diferentes hacia afuera: los más ricos, lo más famosos, los más bellos; pero deberíamos preocuparnos más por lo que somos en el interior”, fue la frase con la que cerró Guevara Álzate, actriz.