Lunes 25 de septiembre del 2017

Proyección Social / 2017-03-29 11:29:19

Síguenos en:

Historias de vida detrás de las cifras carcelarias

“¿Qué hace la comunicación? permitir que emerjan unos relatos distintos, hacer visibles otras realidades, otras verdades, otras posibilidades de historia”: Adriana Villegas Botero

Foto: Cortesía

 

Dirección de Comunicaciones y Mercadeo - Umanizales

 

El pregrado de Comunicación Social y Periodismo de la Universidad de Manizales, se encuentra consolidando un proyecto de apoyo a la cárcel de mujeres de Manizales,  orientado a visibilizar en la sociedad lo que sucede al interior del reclusorio. La Institución ya tiene una importante trayectoria en el trabajo con las cárceles, tanto de varones como de mujeres; desde Medicina, Psicología y Derecho; la intención ahora, es generar sinergias interdisciplinares para brindar un apoyo más integral.

 

De acuerdo con Adriana Villegas Botero, directora del pregrado de Comunicación Social y Periodismo, el proyecto contemplará varios frentes, uno de ellos es el investigativo, en el cual se viene consolidando un estudio que indagará sobre la comunicación en las cárceles. Esta idea surgió en el Simposio Norte-Sur, que contó con la visita de Brittany Paterson, docente de la Universidad de Ohio que tiene una amplia experiencia investigativa en materia de comunicación en sistemas penitenciarios, principalmente en Estados Unidos y Noruega. La intención es realizar análisis comparativos de los resultados que arroje la investigación desarrollada por la Institución, con los hallazgos de estos dos países.

 

Además, el proyecto que está configurando la Universidad, espera indagar también con mujeres que estuvieron recluidas y ya se encuentran en libertad, así como con las personas encargadas de aplicar la política criminal, como los guardianes.

Foto: Cortesía

 

El otro frente contemplado es el de proyección social; en este sentido, el interés principal es hacer visibles por fuera, los procesos de resocialización que se dan al interior del establecimiento penitenciario.  “Esta sociedad impone una pena a quien infringe la ley; cumplida la pena, la persona ya no tiene una deuda con la sociedad. El problema es que sale y sigue en deuda, la sociedad la sigue señalando, no la reincorpora, no le brinda oportunidades de empleo, la excluye, entonces el trabajo hay que hacerlo es con la sociedad”, afirmó Villegas Botero.

 

En esta intención viene trabajando el Consultorio de Comunicación Corporativa – C3-, liderado por Alejandra Eugenia Pineda Henao, profesora del programa de Comunicación Social y Periodismo, quien considera que un asunto importante es poder realizar una labor comunicacional que haga manifiesto todo lo que se desarrolla al interior del Centro Carcelario Villa Josefina para combatir el estigma social que queda sobre quien ha estado recluido. Para ello, la idea es realizar un trabajo articulado con televisión, prensa y radio, y hacer presencia en escenarios sociales cotidianos, con los trabajos que se adelantados en la cárcel, de forma tal que se generen las transformaciones necesarias para potenciar una sociedad más incluyente.

“El año pasado, las reclusas hicieron un telón con retazos sobre el tema de la paz; proyectamos llevarlo a varios centros comerciales para que vean que ellas también hablan de paz, de perdón, de solidaridad”: Alejandra Pineda Henao.

 

Así mismo, se proyecta poder contar sus historias de vida; “a veces, en abstracto, con cifras, no decimos nada, pero la historia de vida muestra una realidad distinta y documenta unas condiciones que si bien no justifican, sí ayudan a entender por qué una persona termina en algún momento en la cárcel”, puntualizó Adriana Villegas.

 

La Universidad aspira poner el conocimiento generado al interior de la Institución al servicio de la sociedad, con el fin de producir las transiciones sociales necesarias para construir un mejor País.