El campo también es Colombia

Your Logo

La transformación del campo como condición para pensar el desarrollo del país, fue uno de los elementos centrales del Foro.

Dirección de Comunicaciones y Mercadeo

En un país en el que las condiciones del campo son cada vez más complejas, atravesado por situaciones como desplazamiento, violencia, falta de oportunidades, envejecimiento de su población y condiciones de desarrollo muy disímiles a las de las poblaciones urbanas; la Universidad de Manizales realizó el Foro Desarrollo rural y fortalecimiento de las capacidades de la asociatividad rural, un espacio para pensar posibilidades de crecimiento y progreso para el campo.

 

La importancia del trabajo asociado como apoyo para los pequeños productores  en materia de comercialización y acceso a la tecnología, así como las formas en que los campesinos pueden encontrar modos alternativos para aumentar su productividad; fueron algunas de las temáticas que se socializaron en el Evento.

 

José Antonio Ocampo García, codirector del Banco de la República y quien fue convocado a participar en el Foro, fue insistente en la necesidad de pensar alrededor del fortalecimiento de las redes de asistencia técnica que llegan al campo, por constituirse en un nodo central para la democratización del acceso a los adelantos tecnológicos en esta población.  “En Colombia, la tecnología se difunde por dos medios: gremial, digamos el sector cafetero es un buen ejemplo y, a través de la asistencia técnica a los departamentos y a los municipios, esa segunda parte yo diría que no ha funcionado muy bien”, expresó Ocampo García.

 

Los debates estuvieron en la línea de generar pensamiento y acciones que impacten las zonas rurales, en el entendido que su tecnificación, modernización y crecimiento; son elementos necesarios para el desarrollo colombiano y que el país no podrá crecer, si no lo hacen también sus campos.