El profesionalismo del 10 de la UManizales

Your Logo

Dirección de Comunicaciones y Mercade 

Con 33 años, Alejandro Serna Ceballos, es el jugador del equipo profesional de fútbol sala de la Universidad de Manizales con mayor experiencia. Su participación en campeonatos internacionales, hacen que hoy tenga un sueño más por cumplir: ser, junto a su equipo, los campeones de la Liga Argos Futsal. 

 

A Serna Ceballos siempre le gustó practicar el fútbol de velocidad, aquel que es más ágil, el de los sitios cerrados. Cuando tenía 8 años, dedicaba los miércoles, viernes y sábados a los entrenamientos en el Club Deportivo Colseñora, una escuela de formación del colegio donde cursó sus estudios en primaria. Años después, el hoy contador público, magíster en tributación de la Universidad de Manizales, ya hacía parte de la Selección Caldas.

 

Su talento y disciplina se hizo notar. Durante 5 años, desde el 2011 hasta el 2016, integró la nómina de la Selección Colombia y con ella, tuvo varias participaciones entre las que se destacan el Mundial de Tailandia 2012, los Juegos Suramericanos en Chile y los Centroamericanos en Perú. Para el caso de Tailandia, esa sería la primera vez que Colombia clasificaba a un Mundial de Futsal y para suerte de ellos, lograron posicionarse como los cuartos mejores entre los 24 países participantes.

 

En el 2017 y mientras iniciaba su especialización en Normas Internacionales de Información Financiera en la UManizales, dedicó su tiempo a otras participaciones de carácter universitario como fueron los Juegos Nacionales y los Zonales Ascún. Esto le permitió vincularse como integrante del equipo profesional en la categoría B y ser testigo directo del crecimiento grupal con el que hoy son categoría A.



Tu Foto

“He sido un hombre muy dedicado al deporte. Durante el proceso nos dimos cuenta que podíamos dar más, que podíamos llegar a la final. Creo que nadie se lo llegó a imaginar que podíamos llegar a estas instancias”, dijo el lateral que porta la camiseta 10 del equipo.

 

Durante el día, Alejandro trabaja en una firma de contadores y en la noche termina sus estudios de especialización. Es apoyado con una beca del 100% sobre el valor de su matrícula.